blog

Separadores de carril bus/bici

Separadores de carril bus/bici instalados en las principales calles de Valencia, homologado y patentado por el Ayuntamiento de Valencia.

Fabricado con materiales reciclados y reciclables 100%.

Haciendo más sostenible la ciudad 

¿Qué función cumplen los separadores de carril/bus?

Seguramente en la ciudad, al ir en el bus o en tu vehículo, has visto esos elementos fijos en la vía pública pintados de un color que destaque. Se trata de los separadores de carril/bus, importantísimos en la seguridad vial porque delimitan la zona que limita una bici y la carretera. Son elementos abultados y rígidos, que no dañan precisamente a los vehículos, pero al ser infranqueables impiden que crucen deliberadamente de un carril a otro.

Gracias a los separadores de carril/bus, los ciclistas andan seguros, ya que los conductores de vehículos no invadirán su carril. Así como tampoco los ciclistas saltarán al carril del resto de los vehículos, produciéndose accidentes incluso fatales. Por otra parte, también garantiza que nadie se pase al carril del bus o que el bus se pase al carril de los otros vehículos. Sin duda, los separadores de carril/bus representan un valioso elemento de seguridad para todos.

¿Con qué materiales se producen los separadores de carril/bus?

Aunque existen compañías que se dedican a fabricar separadores de carril/bus de caucho natural o PVC, existe una opción excelente y ecológica. En CMPlastik elaboramos separadores de carril/bus con plástico reciclado que proviene desde botellas hasta tapitas de diferentes tipos y otros materiales plásticos.

De esta forma no solo se evita que ese plástico termine en vertederos que contaminan el ambiente y los mantos de agua, sino que se le da una segunda vida útil. Utilizar plástico reciclado en separadores de carril/bus, es una opción inteligente y sostenible.

Cada día se instalan más en las principales ciudades

Los separadores de carril, también conocidos como separadores viales, se utilizan en el mundo desde hace décadas. Uno de los primeros modelos se creó en el año 1946 en un trecho montañoso en California, Estados Unidos. En ese entonces se trataba de barreras prefabricadas de concreto que medían unos 50 cm de altura y unos 70 cm de ancho, además tenían lados cóncavos parabólicos. Eran sumamente pesados, pero los ingenieros de entonces notaron que eran útiles para evitar accidentes.

Los separadores de carril fueron evolucionando y se utilizaron otros materiales, porque si bien los primeros modelos de concreto reducían accidentes, sí que había impactos contra ellos. Con el tiempo, después de experimentar con diversas alturas, anchuras y materiales, llegamos a los separadores de carril/bus actuales. Por supuesto que los usados en carreteras tienen otras dimensiones, pero los separadores viales que conocemos en la calle se usan desde hace varios años.

Dada su eficacia, su sostenibilidad (el plástico que utilizamos es reciclado y reciclable), así como su funcionalidad, se han convertido en elementos viales indispensables. Por eso, cuando pienses en separadores de carril/bus sostenibles, piensa en CMPlastik.

Back to list

Related Posts